Delegaciones Contacto
Artículo

Más de un millón de trabajadores sufrieron un accidente laboral en 2016. Estas son las claves para reducir la siniestralidad laboral

Durante el pasado 2016,1.200.000 personas sufrieron un accidente laboral, una cifra que no es baladí ya que en el año anterior se produjo un repunte muy notable en los incidentes en el trabajo. Datos poco saludables para un sistema empresarial cuyo principal propósito debe ser afrontar esta situación a corto plazo, y la clave está en hacerlo cuanto antes.

Las empresas tienen ante sus ojos un reto imprescindible: prepararse a fondo para prevenir todos los riesgos posibles. La cuestión ahora es, ¿cómo hacerlo

Para dar respuesta a este panorama laboral en el que millones de trabajadores y las cuentas y productividad de cientos de organizaciones se ven afectados; APD organiza el próximo 19 de mayo en Murcia la jornada ‘La empresa ante la siniestralidad laboral: Balance y cuestiones pendientes tras más de veinte años’, en la que expertos y empresarios pondrán en común sus experiencias y necesidades haciendo balance sobre las cuestiones pendientes tras más de 20 años de vigencia de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

La cultura de la prevención: cuando reducir los accidentes es asunto de todos

El primer paso para reducir los accidentes en el trabajo es fomentar la cultura de la prevención. Algunos de los principales ponentes de la mencionada jornada como Francisco Javier Rojas Aragón, Socio del departamento laboral de Garrigues, Diego Martínez Rafecas Jefe de la Inspección Provincial de Trabajo de Murcia o Federico Durán López Catedrático del derecho del Trabajo y of Counsel de Garrigues; lo tienen claro: solo si se construyen espacios seguros de forma colaborativa -donde participen todos los niveles de las empresas- se podrá lograr el objetivo.

¿Cómo construir esos espacios? Atendiendo a tres claves:

  • Concienciación.
  • Identificación.
  • Desarrollo.

Generar una concienciación social respecto a los peligros que ataña el ámbito laboral y las herramientas de que se disponen para preservar la seguridad. Una tarea que, pese a incumbir a toda la sociedad, puede empezar a desarrollarse desde las propias empresas.

En este sentido es imprescindible la participación de todos los trabajadores. Implantar esa cultura de la prevención en las organizaciones parte del proyecto común que se construye con todo el personal y la concienciación de que si pierde uno, pierden todos.

Detectar y prevenir los riesgos, el gran reto de las empresas

La identificación de los factores de riesgo del ámbito laboral es, asimismo, imprescindible para que no haya accidentes. Para cumplir con este paso deben detallarse los posibles peligros que podrían poner en jaque la seguridad de cualquiera de los miembros de la empresa. Para poder detectar y prevenir estos riesgos, es fundamental contar con la opinión de los empleados: nadie mejor que ellos conoce lo que ocurre y puede ocurrir en su puesto de trabajo.

En la prevención de riesgos laborales se incluye, además, un reto global: adelantarse al futuro. Debemos prepararnos para un mundo cambiante, donde el sector de los autónomos, el teletrabajo, la incorporación de la nanotecnología o el Big-Data están revolucionando día a día las empresas.

El desarrollo de todas estas medidas de prevención de siniestralidad laboral es, sin lugar a dudas, lo más complicado. Pasar de la teoría a la práctica incluye una pregunta: ¿merece la pena el coste y el esfuerzo? Lo analizamos con los expertos el próximo 19 de mayo en El Pozo Alimentación, Alhama de Murcia.

Redacción
Toda la actualidad de la Comunidad Global de Directivos en un nuevo canal de contenidos digitales.
Te puede interesar
Comentarios

Añade tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ahora estás visualizando el contenido de APD zona centro.
Si lo deseas puedes acceder a los contenidos adaptados a tu zona geográfica