Delegaciones Contacto
Opinión

La digitalización, elemento clave de la recuperación post Covid

Antes de la COVID-19, ya decíamos que estábamos inmersos en una revolución sin precedentes que está cambiando el mundo más que ninguna otra revolución en la historia, afectando a todo y a todos: la revolución digital. Y de repente, nos hemos encontrado con la COVID, que ha acelerado todavía más esta revolución. Durante los últimos meses, la conectividad ha demostrado ser la columna vertebradora de la sociedad y de la economía. La vida se ha trasladado del espacio físico al mundo digital, y en unas pocas semanas hemos avanzado en digitalización lo que hubiera requerido un lustro en condiciones normales.

…Y sobre todo, se ha acelerado la adopción de las tecnologías digitales por parte de ciudadanos y empresas. Esta crisis ha cambiado el comportamiento de los usuarios, que cada vez demandan más experiencias digitales. Y esta es una tendencia clave que marcará la evolución de la economía futura.

En cuanto a las empresas, la COVID-19 ha supuesto un punto de inflexión en muchos aspectos. Las empresas están siendo más ambiciosas a la hora de acometer sus planes de transformación digital y energética. Se aceleran tendencias como, por ejemplo, el cloud, el IOT, o el Big Data… Se producen cambios de hábitos como el teletrabajo, la ciberseguridad es cada vez más relevante…

Y si la digitalización y la conectividad han desempeñado un papel crucial durante la emergencia sanitaria, la reconstrucción económica y social será, sin duda alguna, digital.

Impulsar la digitalización: un Pacto en 5 pasos

Esta crisis también ha mostrado de nuevo que la digitalización no es un proceso sectorial. La digitalización es un proceso transversal que afecta a todos los sectores económicos, y donde las Administraciones Públicas son tractoras y deben ser también un referente. Y por ello, necesitamos que esta transición digital sea un compromiso de todos, para que entre todos podamos impulsar decididamente la digitalización de nuestro país.

Por eso, desde Telefónica creemos que es momento de pactos. Necesitamos un Pacto para gestionar la transición digital con las personas en el centro, y que permita defender nuestros valores sin olvidar la trascendencia de los derechos fundamentales en la era digital. Y para nosotros este Pacto Digital pasa por cinco puntos:

1. Impulsar la digitalización del país con foco en las pymes.

Nos tenemos que poner como objetivo nacional la digitalización de lo público y de lo privado. La digitalización debe ser una prioridad estratégica del país, y es especialmente urgente y relevante en el caso de la pymes.

2. Asegurar la “Igualdad de Oportunidades”.

Debemos asumir que, si no hacemos nada, esta Revolución Tecnológica va a generar mucha más desigualdad. Y la COVID además lo ha intensificado. Por ello, tenemos que evitar que esto ocurra en base a los valores que nos dimos ya hace tiempo: el reparto equitativo de la riqueza y la igualdad de oportunidades para todos. Tenemos que ser conscientes de que esta revolución va a destruir empleos, pero que también va a generar otros nuevos, de más valor añadido, que requieren nuevas capacidades. Necesitamos talento y nuevos perfiles con capacidades digitales para poder acometer la transición digital y para poder cubrir la demanda de nuevas profesiones que se van a crear en un futuro próximo. Para poder acometer esta transición, es fundamental la capacitación en competencias digitales no solo para los que buscan un empleo, sino para los que ya lo tienen en este momento. Y en este aspecto, las empresas tenemos la responsabilidad de abordar la formación continua de nuestros trabajadores. Los programas masivos en las empresas de reskilling van a ser esenciales para garantizar esa productividad.

3. Desplegar infraestructuras y redes de nueva generación.

La pandemia ha puesto de manifiesto la importancia de disponer de redes de nueva generación. Afortunadamente España, en gran medida gracias a Telefónica, se encuentra en una posición privilegiada y cuenta con las mejores infraestructuras digitales de Europa. España es el tercer país de la OCDE por cobertura de fibra, y tenemos más fibra en las zonas rurales de España que en cualquier capital europea. Y además de la fibra, desde Telefónica acabamos de anunciar que antes de que acabe este año, el 75% de la población tendrá acceso a 5G. El 5G va a acelerar todo este proceso habilitando nuevos servicios y un mundo hiperconectado. El reto esencial es extender la cobertura al 100% de la población Y para lograrlo es imprescindible disponer de programas de colaboración público-privada.

4. Definir “nuevas reglas del juego”.

La regulación se ha quedado obsoleta. Nos tenemos que imaginar unas nuevas reglas del juego para esta nueva realidad. Debemos garantizar que la competencia es justa, y eso exige que, para los mismos servicios, haya mismas reglas y obligaciones. Y Europa puede ser pionera en establecer en nuevas reglas del juego.

5. Regular “los datos”.

En este nuevo mundo digital ha surgido un nuevo factor de productividad que son los datos. Pero nadie puede pretender que los datos sean gratis, los datos son propiedad de las personas. Por ello creemos que es necesario que Europa defina cuáles son los derechos y obligaciones esenciales, con una “Constitución Digital” basada en valores.

Por todo lo anterior creo firmemente que la digitalización es, en mi opinión, el factor más relevante para la recuperación y reinvención del país. Es un tren que no podemos permitirnos perder.

Óscar Candiles
Director de Estrategia y Mayorista de Telefónica España.
Te puede interesar
Comentarios

Añade tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gracias por tu participación
Comparte el manifiesto y contribuye a impulsar la innovación entre empresas, organizaciones y directivos.
Ahora estás visualizando el contenido de APD zona centro.
Si lo deseas puedes acceder a los contenidos adaptados a tu zona geográfica