Delegaciones Contacto
Artículo

¿Qué dice la ley del teletrabajo? Pros y contras de la nueva ley

La ley del teletrabajo ya está aquí y pretende regular esta nueva forma de trabajar que, con la crisis sanitaria derivada de la COVID-19, implantaron miles de organizaciones.

Reducir la movilidad de los empleados y el contacto entre ellos (cumpliendo la ya famosa distancia social), especialmente en las oficinas y para evitar contagios, eran los objetivos principales. Se calcula que, antes de la pandemia, teletrabajan de forma ocasional o continua el 5% de los ocupados en España.

Ahora, esta cifra se ha multiplicado por seis: ya son el 30%. Con este panorama, el nuevo texto despeja dudas sobre los derechos y obligaciones de trabajadores y empresas.

Antes de la pandemia, teletrabajan de forma ocasional o continua el 5% de los ocupados en España. Ahora, ya son el 30%

La ley del teletrabajo: así aplica

Tras largas negociaciones entre sindicatos, patronal y Gobierno, se ha aprobado la nueva ley que regulará el teletrabajo. Entrará en vigor el 13 de octubre, 20 días después de su publicación en el Boletín Oficial del Estado.

A quién afectará

La nueva normativa afectará a todos los trabajadores que realicen desde casa al menos un 30% de su jornada laboral. Sin embargo, existen determinadas excepciones. Así, los jóvenes de 16-17 años no podrán teletrabajar y, en el caso de los contratados para prácticas o formación, existirá la posibilidad de teletrabajar, aunque solo un 50% del tiempo. Además, los trabajadores públicos (3,2 millones) tendrán que esperar un poco más, puesto que contarán con una normativa específica diseñada por el Gobierno.

Pros de la nueva ley del teletrabajo

La nueva normativa contará con una importante serie de beneficios, resumidos en las siguientes líneas:

Voluntario para la empresa y los trabajadores

El empleado se podrá acoger a trabajar desde casa únicamente si le interesa. No podrá ser una imposición, deberá ser acordado entre empresa y trabajador (de manera escrita, antes o después de firmar el contrato).

Reversible

La nueva norma especifica que la decisión de trabajar desde la vivienda es siempre reversible cuando se desee, aunque debe comunicarse por parte de empresa y empleado con antelación. Las condiciones de la posible reversión quedarán establecidas en el contrato.

Derecho a la desconexión digital

Trabajar desde casa no significará estar conectado las 24 horas del día con la compañía. El empleado tendrá derecho a limitar el uso de los medios tecnológicos.

Igualdad de trato al trabajador a distancia

Los empleados que opten por trabajar desde la oficina contarán con las mismas ventajas que si lo hicieran desde su casa. Y lo mismo en caso de que el empleado desee trabajar desde su vivienda.

Flexibilidad

Si algo aportará el teletrabajo, regulado ahora por ley, es la flexibilidad. El empleado podrá trabajar desde donde quiera (siguiendo unas pautas y normas), podrá descansar en su jornada como si estuviera trabajando de manera presencial en la empresa y elegir el horario que más le convenga como se detalla en el siguiente punto.

Conciliación de la vida laboral y personal

Para ello, el empleado podrá escoger (dentro del horario de actividad de la empresa) el horario que mejor le convenga, con ciertos límites y siempre con el objetivo de conciliar. Siempre, eso sí, registrando la hora de inicio y finalización de la jornada laboral.

Beneficios de la ley del teletrabajo

Contras de la nueva ley del teletrabajo

Sin embargo, existen ciertas desventajas que deben tener en cuenta tanto empresario como trabajador. Son las siguientes:

Discrepancias sobre los gastos indirectos

¿Quién asume los gastos de luz o reparación de ordenadores? ¿Y la compra de equipos? La empresa debe ser la que pague ordenadores y programas informáticos, además de repararlos, pero el trabajador tendrá que asumir los gastos de suministros derivados de su actividad en la vivienda, si no se acuerda lo contrario con el empleador.

Mayor vigilancia y control del trabajador

Las empresas podrán supervisar como estimen oportuno que sus trabajadores cumplen con lo acordado, especialmente en lo relativo a los horarios. Siempre, eso sí, que no se viole la dignidad del trabajo, como recoge el texto.

Detrimentos de la promoción interna

Trabajar fuera de la oficina puede suponer que se reduzcan notablemente las posibilidades de ascender en la empresa. No obstante, la empresa debe informar a los empleados de las vacantes presenciales que se oferten.

Riesgos laborales derivados del teletrabajo

Aunque según el texto existirá también una evaluación de riesgos y las organizaciones seguirán trabajando por velar la salud de los trabajadores, un aspecto negativo podría ser que la vivienda no esté preparada para la actividad laboral. Esto podría provocar problemas en el trabajador (lesiones por malas posturas u otros daños físicos).

Mayor aislamiento laboral

Muchos trabajadores prefieren ir a la oficina para relacionarse con sus compañeros. El aislamiento laboral puede ser un problema para algunos empleados, quienes además no pueden solucionar como les gustaría diversos problemas que surjan.

Como se ha observado en los últimos meses, el teletrabajo se ha convertido en una alternativa para miles de empresas y trabajadores. La ley del teletrabajo ha llegado para regular la relación entre ambos, recogiendo deberes y obligaciones. Los expertos recomiendan, si existe la posibilidad, que el trabajador combine la presencialidad con el trabajo remoto.

Redacción APD
Toda la actualidad de la Comunidad Global de Directivos en un nuevo canal de contenidos digitales.
Te puede interesar
Comentarios

Añade tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gracias por tu participación
Comparte el manifiesto y contribuye a impulsar la innovación entre empresas, organizaciones y directivos.
Ahora estás visualizando el contenido de APD zona centro.
Si lo deseas puedes acceder a los contenidos adaptados a tu zona geográfica