Delegaciones Contacto
Artículo

Las 5 C del trabajo en equipo: Las claves para tener éxito en tu negocio

La unión hace la fuerza. Bajo esta premisa, las empresas más punteras trabajan con las 5 C del trabajo en equipo. Los expertos afirman que gracias a ellas la rutina del trabajo se hace más llevadera, poniendo en práctica técnicas como el liderazgo y otras que favorecen el buen ambiente en el trabajo. El que haya objetivos comunes o que se responda a las necesidades de la labor o de la empresa son otros factores que mejoran gracias a la puesta en marcha de estos propósitos.

Las 5 C del trabajo en equipo

Son muchas las compañías que están fomentando estos comportamientos entre sus empleados. Y es que los expertos aseguran que la puesta en marcha de estos 5 conceptos tiene muchas ventajas tanto para las empresas como para los trabajadores de las mismas.

Entre ellas, destacan la mejora significativa de la calidad del trabajo y del servicio ofrecido a los clientes. Además, los empleados se implican más en su labor, tienen mejores resultados tanto en trabajo como en equipo y el objetivo común es más fácil de conseguir. Otros factores a destacar son la reducción de los conflictos y el absentismo laboral, así como el que se favorece el aprendizaje y el intercambio de información.

Los expertos aseguran que la puesta en marcha de estos 5 conceptos tiene muchas ventajas tanto para las empresas como para los trabajadores de las mismas

Analizamos las 5 C son la comunicación, la coordinación, la complementariedad, la confianza y el compromiso.

1. Comunicación

Sin duda, la comunicación es uno de los pilares del trabajo en equipo. Y es que para un grupo de personas puedan realizar sus labores de manera correcta, eficiente y con buen ambiente laboral es preciso que todos los miembros cuenten con toda la información necesaria para poder desarrollarla.

Por eso, en los equipos de trabajo hay que olvidarse de ambigüedades. Los canales de información y los procedimientos para facilitarle a todos los compañeros deben estar muy claros para que no haya pie a malos entendidos o que a una sola persona no pueda desarrollar su labor en el tiempo y forma adecuadas porque no tuviera todas las indicaciones claras.

Es preciso que los líderes sean lo más transparentes posibles con su equipo y que les mantengan informados en todo momento de cambios que les puedan afectar. Que alguien se entere a través de terceros de alguna novedad respecto a su trabajo o los objetivos del mismo puede generar conflicto y desconfianza.

2. Coordinación

En todo equipo de trabajo debe estar presente la figura del líder. Esta figura es quien se encarga de coordinar las tareas y los miembros, conociendo a fondo cada uno de ellos para asignar los trabajos a las personas que mejor preparadas estén para cada punto.

El líder debe ser accesible para los miembros del equipo y contar con flexibilidad a la hora de realizar la coordinación de manera positiva. De esta manera se obtendrán los mejores resultados de cada individuo.

Las 5 C del trabajo en equipo: Las claves para tener éxito

3. Complementariedad

En el punto anterior se hablaba del líder y de su papel a la hora de coordinar a los miembros del equipo, eligiendo al mejor preparado para cada labor. Bien, pues la complementariedad es eso, contar en el equipo con personas con conocimientos y habilidades particulares para ser capaz de dar respuesta a las necesidades de los clientes de manera global.

La formación y la experiencia tanto a nivel personal como profesional de cada miembro enriquecerán los resultados del trabajo común.

Por tanto, y siempre que sea posible, es importante formar equipos en los que sus miembros se complementen. Conocer a cada persona previamente favorece la coordinación de las tareas. Es una buena opción apostar por la creación de equipos de personas con diferentes perfiles aunque la coordinación resulte más compleja, puesto que de esta manera se enriquecerán los resultados.

4. Confianza

Para facilitar la agilidad en el trabajo, es preciso que se genere confianza en el equipo. Y también ganarla. La comunicación transparente o el tiempo en el que los miembros se conocen es importante para que se cree ese ambiente perfecto.

Además es importante seguir generándola día a día. Por tanto, el líder debe explicar de manera clara y concisa el proyecto al equipo, las labores que realizará cada persona y cuál es el objetivo final que se quiere conseguir.

5. Compromiso

Si los puntos anteriores se realizan de manera eficiente, el compromiso de los miembros del equipo crecerá. El líder, como ya se ha apuntado, debe velar por que cada persona conozca su labor y los objetivos comunes, contribuyendo de esta manera al incremento de la motivación de todos los componentes. El compromiso ha de ser con el trabajo, con los compañeros y con la empresa.

Como se puede observar, las 5 C del trabajo en equipo son fundamentales para que los resultados sean óptimos. Se trata de poner en valor el talento de cada miembro para la consecución positiva del objetivo final. Si no se tienen en cuenta estos conceptos es difícil que el equipo funcione como debe.

Redacción APD
Toda la actualidad de la Comunidad Global de Directivos en un nuevo canal de contenidos digitales.
Te puede interesar
Comentarios

Añade tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ahora estás visualizando el contenido de APD zona centro.
Si lo deseas puedes acceder a los contenidos adaptados a tu zona geográfica